Literatura Series

Homeland

14 mayo, 2017

A HOMELAND, claramente, llegué por mi novio. Jamás, o sea jamás de los jamases, desde mi iniciativa hubiera llegado a una serie tan masculina pues yo, obviamente, soy más bien cazadora de chick flicks.

Sin embargo, la serie de Carrie (una locaza agente de la CIA) se convirtió en una de mis favoritas. La vieja está demente y se reta y siempre va a más allá y entiende y ve lo que nadie entiende ni nadie ve. La flaca –porque es muy, muy flaca y con cero estilo fashionista), se obsesiona (y se enamora, aquí está la parte romántica que necesito para respirar) con un marine que volvió después de ser muchos años prisionero de guerra de Al-Qaeda. La loquilla se convence que el tipo llegó infiltrado del enemigo y es un riesgo nacional.

Y entonces que sí, que no, que de pronto, que atentados, que la familia del marine, que el marine adaptándose al mundo, a su familia, a USA, a él mismo, después de estar tanto secuestrado, y así, empieza la acción que nunca acaba. No dan ganas ni de espabilar para no perderse ninguna pista a ver si sí o si la loca está muy loca.

La serie es buenísima porque tiene mucha acción, giros, especulación, escenarios, intriga, amor y todo lo que una pareja de novios necesita. Creo que, para un par de novios que tienen una relación sana no debe ser nada fácil ponerse de acuerdo para empezar series, porque cada quien va a tirar para su lado y hay cosas o muy masculinas o muy de niñas y no puntos medios.

Pero está me parece un buen punto medio. Puede mantener adictos a los dos. Y eso construye y alegra la relación. ¡Enjoy!

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply